¿Cómo llevar los rizos perfectos en verano?


El verano es una de las mejores épocas del año para algunas personas, pero es cierto que hay que tener cuidado con algunos aspectos como son el sol, las altas temperaturas, el cloro de la piscina, la sal de la playa… estos factores propios del verano dañan bastante la piel y el pelo.


Por este motivo es necesario cuidarlos mucho, tanto antes de exponerse a ellos, por ejemplo con crema de protección solar, como después, por ejemplo con mascarillas para la sequedad del pelo.


Hay personas que prefieren directamente cortar por lo sano antes del verano para no dañar tanto el pelo. Sin embargo, algunas famosas como la modelo Emily Ratajkowski, demuestra en su perfil de instagram que los rizos también son para el verano.


En caso de que quieras mantener tu melena, llega otro reto del verano, ¿qué peinado es el mejor? Debido al calor que hace, muchas veces las personas optan por recogidos para intentar ir lo más cómodas posible. Pero en otras ocasiones, prefieren utilizar aparatos electrónicos y optar por el pelo liso o por los rizos. Aquí encontramos otro interrogante, ¿cómo llevar los rizos perfectos en verano teniendo en cuenta los factores previamente mencionados que dañan el pelo?


A continuación, se mencionan una serie de consejos para llevar los rizos perfectos en verano, pero es importante recordar que un peinado ideal no depende solo de la técnica que utilices para su realización, sino también de la preparación previa del cabello y su cuidado posterior.


Rizos perfectos en verano: Consejos

Como ya se ha mencionado, el pelo sufre mucho en verano, ya que está expuesto a la sal de la playa, al sol, a la arena y al cloro de la piscina, por ello es muy importante cuidarlo. Dicha importancia se acrecienta cuando además se quiere rizar con calor. Si eres de las que en verano también quiere llevar los rizos perfectos, quédate a leer los siguientes consejos para conseguirlos.


Utiliza champú y mascarilla adecuados a tu pelo

La clave para tener un pelo sano y fuerte capaz de aguantar todo, es tratarlo bien previamente.


Por este motivo, es necesario utilizar un champú y una mascarilla o acondicionador adecuados a tu tipo de pelo, así que es necesario saber qué tipo de pelo tienes (seco, graso…), la longitud, la forma, si es teñido o no...con esta información tendrás una base ideal para poder trabajarlo.


Además, es importante tener en cuenta que en verano el pelo requiere mucha hidratación, por lo que la mascarilla es la mejor aliada. También sería interesante comprobar si es necesario un corte, sobre todo de puntas abiertas o quemadas para terminar de sanearlo.


Adquiere un rizador de pelo de calidad

Una vez que el cabello está bien tratado y cuidado, es hora de rizar. Aunque previamente es necesario aplicar protector de calor. Para rizar con calor hay que tener un aparato eléctrico como una plancha o unas tenacillas, sin embargo, ambos pueden resultar difíciles de utilizar si no se consigue la técnica ideal, por eso el mejor consejo es hacerte con un rizador de pelo automático.


El rizador automático es la última moda en utensilios de peluquería ya que su funcionamiento es muy cómodo, rápido, con resultados espectaculares, con posibilidad de experimentar diferentes tipos de rizos y es seguro para el pelo, algunos modelos que destacan se mencionan a continuación.


    BaByliss Curl Secret. Este rizador funciona introduciendo el mechón en el rizador, y este realiza la función solo, fue una gran innovación en el sector debido a sus características revolucionarias como poseer un recubrimiento cerámico de la cámara rizadora para cuidar más el cabello y obtener resultados brillantes. También incluye la función iónica que permite prevenir el encrespamiento o el frizz y elimina la electricidad estática. Por otro lado, posee un calentador doble para conseguir resultados más duraderos, y por último, permite controlar todo el funcionamiento en lo referido a tiempo, temperatura y dirección del rizo. 


     Rowenta Expertise So Curls. Este rizador tiene un tamaño más pequeño que el anterior y resulta muy fácil de manejar, siendo su cámara rizadora de 23 mm de diámetro, ideal para un rizo definido. También incluye la función iónica y tres puntos de temperatura que dependiendo del tipo de cabello será mejor uno u otro. Una diferencia con respecto al anterior es que la dirección del cabello no se puede elegir, es decir, es alterna de forma automática. Dicho rizador se calienta muy rápido, se apaga automáticamente garantizando seguridad en todo momento, e hiberna cuando la temperatura disminuye de 50ºC y tras 20 minutos de inactividad.


     iGutech. En caso de querer un rizador económico, iGutech es una buena opción. Su forma es diferente a los anteriores, ya que es un cilindro con la placa en el interior y sin mango para sujetar. Dicha placa también está revestida con cerámica turmalina. Por otro lado, incluye un sensor en caso de haber cogido mucho volumen en el mechón, y avisa para evitar enredos. Posee ajustador de tiempo, temperatura y dirección del rizo. Se apaga automáticamente si hay 60 minutos de inactividad y se pone en modo espera tras 20 minutos sin usar.


Desenreda con cuidado y no abuses de los lavados

Cuando hayan pasado los días, los rizos van a ir cambiando su forma y es posible que ya quieras lavarte el pelo o peinarte por los enredos que se crean normalmente. Pues bien, esto hay que llevarlo a cabo solo cuando sea necesario, es decir, no es nada bueno para el cabello lavarlo todos los días porque es más fácil que se ensucie después y tampoco está bien desenredar de forma brusca, ya que es posible que se parta con facilidad.


El verano es momento de disfrutar, desconectar y experimentar con el pelo, pero es importante tener en cuenta los consejos previamente mencionados sobre cómo llevar los rizos perfectos en verano ya que es un momento en el que los agentes propios de esta estación afectan mucho, así como para que luzca brillante y bonito. 

0 Comments